miércoles, 13 de febrero de 2008

White Light / White Heat - The Velvet Underground (II)

Un año después de que su primer disco saliera a la venta, The Velvet Underground decide cortar su relación con Andy Warhol, cuyo interés por la banda había decrecido y dejar de contar con Nico como cantante. Ésta inició una carrera en solitario en la que contó con la ayuda de Lou Reed y John Cale. El segundo disco de la banda, grabado y publicado en 1968, es una apuesta por los sonidos más radicales, distorsionados y ruidosos. Las canciones son aún más experimentales que en la primera grabación, incorporando la atonalidad, fragmentos recitados y ruidos de todo tipo. La duración de las canciones era muy extensa, sobre todo teniendo en cuenta que el rock progresivo y los solos de guitarra interminables aún no existían en aquella época. Sister Ray, la canción que cierra el disco, dura más de diecisiete minutos. En directo podía llegar a durar más de media hora. Escuchemos la canción que da título al disco, White Light / White Heat, en la que se describen los efectos de la anfetamina, droga bajo cuyos efectos Reed y Cale se encontraban la mayor parte del tiempo durante la composición y grabación del disco.



Vídeo de foreverWHOfan

Pasamos a escuchar Lady Godiva's Operation. La canción empieza con la voz de Cale, pero a medida que avanza, Reed va acabando los versos que él empieza. La unión entre las voces es abrupta, pero en este disco casi todo lo es. Al fin y al cabo, Cale lo definió como "anti-belleza consciente".



Vídeo de VelvetDoor

Si su anterior disco había fracasado en las listas de ventas, con éste la suerte no fue distinta: sólo estuvieron una semana entre los 200 discos más vendidos y fue en el número 199. Tras la grabación de White Light/White Heat, Lou Reed comunicó a la banda que no estaba dispuesto a seguir junto a John Cale y que debían elegir entre uno de los dos. Según se comentó, Reed sentía celos ante los conocimientos musicales de John Cale. Moe Tucker y Sterling Morrison eligieron a Reed y Cale abandonó The Velvet Underground. Con él se fue la experimentación, la viola eléctrica, el atonalismo y el ruido. También se fue gran parte del carisma de la banda, pero los que se quedaron aún fueron capaces de dejarnos otros dos grandes discos.

2 comentarios:

Barbebleue dijo...

Sigue, sigue con esta entrañable historia. Transporta...

Papagena dijo...

Pues sí, es de lo más entrañable :-P